VICENTIN: SANTA FE NO ACORDÓ CON LOS DUEÑOS

 Crónica – Nota – Política – Pag. 8

El gobierno de Santa Fe dio ayer por cerrada la negociación para la conformación del fideicomiso que busca darle continuidad a la operatoria de Vicentin, al no alcanzar un acuerdo con los directivos de la empresa en la segunda reunión de conciliación de las partes convocada por el juez del concurso de la agroexportadora, Fabián Lorenzini. Si bien el titular del juzgado Civil y Comercial de la Segunda Nominación de Reconquista dejó las puertas abiertas para retomar el diálogo, las autoridades santafesinas dieron por “cerrado el capítulo” y aguardarán que el magistrado resuelva el planteo de intervención interpuesto por la provincia. “Si bien la reunión fue cordial desde lo institucional, no nos pusimos de acuerdo, porque para instrumentar el fideicomiso es condición para el Estado que se den dos situaciones”, dijo el secretario de Justicia de Santa Fe, Gabriel Somaglia. “La primera es que se aparten los directivos actuales de la conducción de la empresa y la segunda, que las acciones sean resguardadas por el encargado de llevar el fideicomiso en carácter de administrador”, precisó. Para el funcionario, “si esas dos condiciones no se dan porque los directivos no están de acuerdo en ceder posiciones, no hay motivo para continuar el diálogo ante el juez”. De ese modo, el gobierno santafesino dio por finalizada la etapa de negociación con Vicentin en procura de conformar un fideicomiso para administrar la empresa durante el concurso de acreedores. El objetivo del gobierno provincial consiste en convencer a algunos de los acreedores de que capitalicen en forma de acciones sus créditos y buscar financiamiento local o internacional -tanto de actores del negocio como de entidades financieras- para que la cerealera retome su actividad y genere los recursos para cancelar el pasivo. Hasta el momento se presentaron acreedores que pidieron verificar en el concurso créditos por casi 100.000 millones de pesos, según consta en el expediente.