Luis Basterra. “Vamos a analizar todas las alternativas”

La Nación – Nota – Política y Economía – Pag. 7

Gabriel Sued

Dos días después de los anuncios del presidente Alberto Fernández sobre el plan para expropiar la cerealera Vicentin, el ministro de Agricultura, Luis Basterra, se involucró en la discusión, para defender el proyecto. En línea con las últimas gestiones de la Casa Rosada, le bajó el tono a la discusión y dejó abierta la puerta a una solución acordada que no incluya la expropiación de la compañía. “Tenemos voluntad para analizar todas las alternativas”, dijo Basterra, en un diálogo con la nación.
-¿Hay posibilidad de dar marcha atrás con el proyecto de expropiación? -La intervención está prevista para hacer un análisis a fondo del estado de la empresa y para que dé la mayor cantidad de información a quienes van a tratar el proyecto de expropiación. Estoy en contacto directo con Gabriel Delgado, el interventor, para articular la tarea que le cabe a él en la empresa.
-¿Puede ser que de ese análisis surja que no es conveniente avanzar con la expropiación? -El sentido principal es preservar la empresa dentro de la esfera nacional. La forma se analizará. Pero no podemos perder una empresa que tenía entre el 10 y 12 por ciento de comercio argentino de granos y que se transnacionalice a valor irrisorio, producto de una mala gestión en el contexto del gobierno del macrismo, luego de la gran devaluación y una cultura absolutamente especulativa.
-¿Dejan abierta una puerta abierta a la posibilidad de no expropiar? -La voluntad del Gobierno se traduce en el proyecto de ley, pero tenemos voluntad para analizar todas las alternativas que surjan para que Vicentin siga en funcionamiento, garantizando a los trabajadores la fuente laboral y a la Argentina que la empresa siga siendo nacional. Es una decisión estratégica.
-¿Qué efecto puede tener en el sector agropecuario que el Estado sea el dueño de la empresa? -La empresa va a actuar como jugador articulador, como lo hace YPF en el mercado de los combustibles, dándole la posibilidad de fijar una referencia en el mercado.
-¿Por qué no participó del anuncio del lunes? -El Presidente explicó que es una decisión vinculada al área industrial. Hemos estado en contacto y hemos hablado de esta operatoria, pero los aspectos específicos eran del área industrial.
-¿Participó de la elaboración de la medida? -Hemos hablado sobre la importancia de Vicentin en el mercado y la necesidad de tomar decisiones trascendentes para preservar a Vicentin como empresa nacional. Incluso he tenido contacto con las autoridades de la empresa.
-¿Puede venirse una nueva etapa de confrontación con el sector agrícola? -No, en absoluto. Estamos saliendo al rescate de una empresa. Estamos acompañando a que haya un jugador nacional de las características de YPF interactuando. No estamos improvisando. YPF va a dar liquidez a un mercado. Estamos ampliando la capacidad de intervención de un autor que ya es parte de la producción agropecuaria, a favor de la producción del campo.
-Pero no es un rescate, es una expropiación.
-Es un tipo de rescate. Es un rescate en el que no dejamos la empresa en manos de quienes la han llevado casi a la quiebra.*