La venta de combustibles cayó 34,5% en mayo

La Nación – Nota – Economía – Pag. 22
Sofía Diamante

informe. El despacho de nafta se derrumbó 50,1%, mientras que el consumo de gasoil bajó 21,2% con relación a 2019
La vuelta a la normalidad está siendo más lenta de lo pensado. Esto se refleja en el volumen de ventas de naftas y gasoil, que cayeron, en mayo, 50,1% y 21,2%, de forma respectiva, con relación a igual mes del año pasado, según un informe de la consultora Economic Trends, para la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines de la República Argentina (Cecha), sobre la base de datos de la Secretaría de Energía.
Las estaciones de servicio fueron consideras actividad esencial desde el comienzo del aislamiento obligatorio. Sin embargo, la poca movilidad desplomó el consumo de naftas, mientras que la demanda de gasoil tuvo un impacto menor gracias al dinamismo del campo. Si bien hubo una recuperación en el volumen de ventas con respecto a abril, que creció en naftas 49,5% y en gasoil 11,9%, los despachos todavía están 51,5% y 35,3% debajo de lo que fueron las ventas realizadas en febrero, el último mes completo antes del impacto de la cuarentena.
La evolución durante mayo fue producto de una caída interanual de 49% en la nafta súper y de 53,6% en la premium, y de una reducción de 15,2% en gasoil grado 2 y de 37,7% en gasoil grado 3 (premium).
En concreto, las ventas de naftas cayeron de los 685,7 millones de litros de mayo de 2019 a los 342,1 millones del mes pasado, y de gasoil, de los 805,5 millones a los 634,3 millones de litros. “Si se analiza por facturación, el sector perdió a nivel país cerca de $31.587,2 millones, una caída del 36,2% entre febrero y mayo”, dijeron en la cámara.
“La idea de este informe es mostrar algunos de los números que vemos a diario los estacioneros y que nos preocupan. Nosotros tratamos de contar con esta información para que, a la hora de ir a debatir y pedir por las necesidades del sector, vean que no son números que se tiran al aire. La mayoría de los estacioneros son pymes que vieron caer sus ingresos dramática o totalmente. Muchos de ellos ya pidieron créditos o se consumen los ahorros de su bolsillo para pagar los sueldos, y ahora se suma el aguinaldo”, sostuvo Gabriel Bornoroni, presidente de Cecha.
Una de las zonas más complicadas es la ciudad de Buenos Aires donde las ventas cayeron un 59% en volumen de febrero a mayo.
Del total del mercado de venta de combustiblesYPF fue la que más participación de mercado tuvo en mayo, con el 52,1% del despacho. Luego le siguieron las estaciones de servicio de Shell (17,9%) y las de Axion (12,4%).
En cuanto a precios, los valores de las naftas y el gasoil aumentaron en promedio 28% y 27%, respectivamente, en relación con mayo de 2019, muy por debajo de la inflación de 43,4% para el mismo período.
Sin embargo, en el detalle, señalaron que el litro de nafta en la Argentina equivale a US$0,83, más caro que en Venezuela (US$0,02), Ecuador (US$0,49), Bolivia (US$0,55), Colombia (US$0,56), Panamá (Us$0,59), Estados Unidos (US$0,65), Brasil (US$0,76) y México (US$0,82), y por debajo de Canadá (US$0,87), Paraguay (US$0,91), Perú (US$0,95), Chile (US$1,04) y Uruguay (US$1,29).
En relación con el gasoil, el litro en el país cuesta US$0,76, más caro que Venezuela (US$0), Ecuador (US$0,27), Panamá (US$0,47), Boli- via (US$0,54), Colombia (US$0,57), Brasil (US$0,59), Estados Unidos (US$0,64), Paraguay (US$0,68), Canadá (US$0,69) y Chile (US$72), y por debajo de Perú (US$0,87), México (US$0,87) y Uruguay (US$0,94).

El sector perdió cerca de $31.587 millones con la caída de las ventas, según Cecha