Con menos ventas, los súper esperan precios más altos

La Nación – Nota – Economía – Pag. 20
Francisco Jueguen

cuarentena. En abril cayeron 0,2% interanual; la mitad estima que la tendencia siguió en mayo; derrumbe de los shoppings
En medio de la pandemia y el aislamiento obligatorio por el coronavirus, cerca de la mitad de los supermercados y autoservicios afirmaron que cayeron sus ventas el mes pasado. Incluso en ese contexto, una creciente parte de los primeros creen que los precios aumentarán en el futuro cercano. En el caso de los mayoristas, la tendencia respecto de los precios es inversa, es decir, si bien casi la mitad anticipan aumentos, esa proporción es decreciente.
El Indec además difundió las ventas totales a precios constantes en abril. En los supermercados, la facturación cayó 0,2% interanual, mientras que en los shoppings la merma fue abrupta: -98,6%.
La encuesta cualitativa sobre el comercio durante la emergencia sanitaria realizada por el Indec entre 40 supermercados y 13 autoservicios mayoristas reveló que el 50% de los supermercados relevados estimaron que sus ventas disminuyeron en mayo, mientras que el 46,2% de los autoservicios mayoristas respondieron que “sus ventas cayeron durante el mismo período”.
Con relación a las expectativas sobre precios, “de percepción cualitativa, no de magnitud”, recalcó el Indec, en abril el 58,8% de los supermercados relevados esperaban que los precios promedio de venta aumentaran al mes siguiente. El porcentaje se elevó en mayo al 62,5%.
Con relación al empleo, el 87,5% de los supermercados consideraron que no habría cambios en la cantidad de personas empleadas durante junio, mientras que en el caso de los autoservicios mayoristas, el 92,3% tampoco esperaban variaciones. “En ambos casos, las expectativas de un aumento del empleo para junio fueron nulas”, estimó el relevamiento del organismo.
Según la encuesta, casi el 70% de las empresas contestaron que sus ventas disminuyeron o no variaron. Para esa mayoría, la baja en la facturación fue de alrededor de 40%. Los que vieron crecer sus ventas calculan que el aumento fue del 20%.
En el caso de los autoservicios mayoristas, el 77% contestaron que sus ventas disminuyeron o no variaron. “De las empresas con disminución en sus ventas, la mayoría declararon que las caídas alcanzaron hasta el 20%”, estimó el informe especial en el marco del Covid-19. De las firmas que tuvieron mayores ventas la mayoría creen que el alza fue hasta un 20%, aunque un tercio declararon que el aumento fue de un 40% o más, estimó el Indec.
“En los supermercados, se incrementa la cantidad de empresas con expectativas de alza de los precios promedio de venta del mes siguiente, mientras que en el caso de los autoservicios mayoristas esta tendencia se revierte para las expectativas de precios de junio”, afirma el Indec en sus conclusiones.
“Las expectativas de cambios en el empleo, tanto para las empresas de supermercados como para los autoservicios mayoristas, se mantuvieron prácticamente estables desde el inicio de la pandemia”, confirmaron, en tanto, con relación al mercado laboral en este sector.
En los centros de compra, no obstante, la realidad es diferente. “La totalidad de las empresas administradoras de centros de compras relevadas informaron que tanto la concurrencia como las ventas disminuyeron a causa de las restricciones impuestas por la Covid-19”, dijo el Indec, y agregó: “F rente a ello, el 57,1% de los informantes indicaron que esperaban disminuir el número de personas empleadas en las administraciones de los centros de compras durante junio, lo cual implica un mayor porcentaje respecto de lo declarado para abril y mayo”.*