Solá le pidió apoyo a Brasil por el préstamo con el Fondo

BAE – Nota – Economía y Finanzas – Pag. 3

Francisco Martirena Auber

Mientras arribó al país la primer misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) bajo la gestión de Alberto Fernández, el canciller Felipe Solá pidió ayer al presidente de Brasil Jair Bolsonaro el apoyo para la renegociación de la deuda con el organismo internacional.
La comitiva del Fondo llegó ayer a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, y empezó su actividad para auditar las cuentas públicas y mantener reuniones con funcionarios de cara a la renegociación de la deuda de USD44.000 millones que el país mantiene con el organismo.
Pasadas las 15, en Brasilia, el canciller Solá comenzó su encuentro con Bolsonaro y le transmitió el mismo planteo que había formulado al canciller Ernesto Araújo por la mañana. “Le dijimos (en alusión a la comitiva argentina) que nosotros estamos en plena renegociación de la deuda con el FMI y le solicitamos apoyo al presidente Bolsonaro, y que esa negociación es compleja y difícil, que la economía argentina está muy golpeada, y que nuestra misión es sacar adelante a la Argentina de forma pragmática y sin prejuicios”, se explayó Solá.
Durante la reunión previa en Itamaraty, y según reconstruyeron fuentes oficiales a BAE Negocios, Solá le brindó a Araújo un panorama de los ejes principales y objetivos que se propone el Gobierno en diferentes temas, sobre todo en lo que hace a las medidas destinadas a reactivar la economía, y a la renegociación de la deuda externa.
“Le pedimos a Brasil que nos apoye en la manera que puedan en el FMI; esta deuda es el primer paso de una escalera, porque en caso de un buen acuerdo, pedimos tiempo para crecer y para pagar.
No caeremos en default”, aseveró el canciller, antes de la cita con el presidente brasileño.
“El futuro de Argentina necesita de esta negociación y nos condiciona al momento de pensar en el futuro. Esto ha influido para no tener una ratificación inmediata del acuerdo entre la Unión Europea y el Mercosur”, afirmó el ministro.
En cuanto a la delegación del FMI, está presidida por Julie Kozack, directora adjunta del departamento del Hemisferio Occidental del FMI; y Luis Cubeddu, jefe de la misión para Argentina, y permanecerá en el país hasta el miércoles próximo “para continuar el diálogo en curso sobre el programa económico del gobierno argentino y las perspectivas económicas”, afirmó un vocero del FMI.